meteored.cl

Mineral abundante en Marte es descubierto también en la Antártica

¿Qué pueden tener en común el hielo antártico profundo y el medio ambiente marciano? Debido al reciente descubrimiento de jarosita en la Antártica, los científicos podrán hacer este análisis y hallar pistas sobre el extraño mineral.

antártida
Un gran hallazgo para la ciencia: en las profundidades del continente blanco hay jarosita. ¿Por qué es esto trascendente?

En 2004, el rover Opportunity de la NASA halló por primera vez en la superficie de Marte un extraño mineral conocido como jarosita. A partir de entonces, se crearon hipótesis sobre cómo podía darse en el planeta rojo, debido a lo imprescindible del agua en su composición.

Un estudio reciente publicado por Nature Communications revela los resultados del descubrimiento de jarosita en lo más profundo de un núcleo de hielo de la Antártica. Este hallazgo abrió puertas a una nueva teoría que pudiera aclarar la existencia de jarosita en Marte.

Si hay jarosita, es porque hay agua

Poco común en la Tierra y fácil de encontrar en Marte, la jarosita es un mineral de apariencia amarillo-marrón. En su composición, hay presencia de hierro, sulfato y potasio, pero lo que más necesita para formarse es el agua, además de condiciones ácidas.

El estudio, dirigido por un grupo de investigadores de la Universidad de Milán-Bicocca (Italia), sugiere que la jarosita se haya formado de igual manera tanto en la Tierra como en Marte. Gran revelación para la ciencia, porque supondría que el polvo acumulado en depósitos de hielo pueden haberle dado origen. Pero ¿será posible eso en el planeta rojo?

jarosita
Fragmento de jarosita encontrado en las cuevas de Almanzora, Almería. Fuente: CC

Se desconocen los procesos químicos que llevaron a la existencia de la jarosita en Marte. Una posible teoría, conformada por el investigador principal Giovanni Baccolo, es que en su pasado geológico, el planeta pudo haber estado cubierto por grandes casquetes de hielo. Esto daría explicación a la gran cantidad de sedimentos ricos en este mineral.

Anteriormente, en la Tierra se había encontrado jarosita en montones de desechos mineros, por estar expuestos al aire y a la lluvia, pero es sumamente raro de hallar. Y ahora se descubre en las profundidades del hielo antártico, ¿será esto una señal?

¿Glaciares en Marte?

El hecho de encontrar jarosita en la Antártica fue casual. La exploración del núcleo de hielo se hizo por otro motivo: buscar minerales que indicaran ciclos de la edad de hielo dentro de sus capas profundas.

Se detectaron extrañas partículas de polvo, con tamaño inferior a una pestaña. Para confirmar que era jarosita, Baccolo y sus colaboradores midieron cómo absorbía los rayos X, además de realizar otras observaciones de los granos. Por su forma agrietada y poco filosa, se concluyó que se formaron por ataques químicos en bolsas dentro del hielo.

Los requisitos para la formación de jarosita son difíciles de satisfacer en Marte. Entre las hipótesis, está que se puede haber dado tras la evaporación de grandes cantidades de agua ácida y salada en el planeta. Pero se desmiente por la existencia de rocas de basalto alcalino en su superficie, que neutralizan la humedad ácida, explica Baccolo.

Aunque se hayan encontrado pequeñas cantidades en la Antártica, se cree que Marte posee muchas capas de jarosita por el exceso de polvo en el planeta.

Finalmente se llega a la idea de los glaciares. La génesis de la jarosita puede estar dentro de los depósitos de hielos masivos que podrían haber cubierto Marte hace millones de años. Durante el crecimiento de las capas, el polvo se acumuló en el hielo y se transformó en este mineral dentro de bolsas fangosas alrededor de cristales de hielo.