meteored.cl

Raros volcanes de hielo aparecen en lago de Estados Unidos

La aparición de conos helados con agua saliendo hacia arriba han llamado la atención en una de las zonas más frías de los Estados Unidos.

Volcanes de hielo
Los volcanes de hielo se desarrollan en playas de grandes lagos bajo condiciones de frío extremo.

Dice el dicho que todos los días se aprende algo nuevo. Y seguramente para muchos, el contenido de esta nota resultará novedoso. Sinceramente, pocos habrán alguna vez escuchado algo sobre la existencia de “volcanes de hielo”. Si bien es un juego de palabras, de que los hay, los hay. Y en Meteored les ayudaremos a saber de qué se trata.

Lo cierto es que en medio de un ambiente helado, un empleado del National Weather Service (NWS), en Estados Unidos, logró tomar algunas fotos de agua brotando de pequeños montes de hielo, la imagen que vemos en la presentación de la nota. Las imágenes fueron logradas en la costa del lago Michigan. Claro está que de volcanes solo tienen la forma.

Según se explicó desde la Universidad Tecnológica de Michigan, los conos se forman sobre la plataforma de hielo que se desarrolla sobre las costas del lago. Cuando las olas que son alimentadas por el viento rompen por debajo del hielo, logran quebrarlo y emerger a la superficie con una gran fuerza. Es la fuerza de las olas las que dan forma a los conos.

Si ves un volcán de hielo, no lo escales

Los volcanes de hielo como los del lago Michigan, solo tienen el nombre. Y escalarlos resultaría fatal ya que son huecos, y cualquiera que intente hacerlo caería, directamente, al agua helada. De todas formas, se trata de un fenómeno posible, pero pocas veces documentado. Para que se desarrollen tienen que darse una serie de hechos al mismo tiempo: la dirección e intensidad de viento correcta sobre el lago, la temperatura tan fría como para que se forme la lámina de hielo, pero no tan extrema como para que las olas no la quiebren.

Hace algunos años, formaciones similares también se habían observado en la costa de lago Erie, que es fronterizo con Canadá (al este del lago Michigan). El enorme tamaño de los grandes lagos hace que la plataforma de hielo se forme solo sobre la costa, a diferencia de los más pequeños que se congelan totalmente. Esto permite que el viento genere un buen oleaje. De otra forma no se podrían desarrollar.

Los conos alcanzan alturas de hasta 8 metros, por lo que los chorros de agua que se elevan son realmente impresionantes. La fuerza del oleaje se concentra en pequeños quiebres en el hielo, expulsándolos furiosamente hacia arriba. Pocos lugares en el mundo tienen las condiciones para que este tipo de fenómenos se puedan desarrollar.

También las hay en forma de bola

Pero los volcanes de hielo no son las únicas formas extrañas que se expresan a bajas temperaturas. En noviembre pasado una playa en Finlandia apareció cubierta de bolas de hielo similares a huevos. De acuerdo a lo relatado por el diario La Vanguardia, Risto Mattila fue el fotógrafo aficionado que dio con ellas y pudo documentarlas con su cámara.

Bolas de hielo
En Finlandia se pudo retratar a esta rara formación con centenas de bolas de hielo amontonadas en una playa.

El hallazgo fue realizado en la playa Marjaniemi en la isla Hailuoto, ubicada en el Golfo de Botnia entre Finlandia y Suecia. Unos 30 metros de playa estaban totalmente cubiertos por estas bolas, algunas hasta del tamaño de una pelota de fútbol. Este fenómeno ocurre cuando el viento y el agua hacen rodar pequeños trozos de hielo.

Si bien no son habituales, se registran al menos una vez al año en esa zona. Para que puedan desarrollarse se necesita una temperatura levemente por debajo de 0°C, una playa de arena con poca profundidad y algo de pendiente y oleaje ligero. Se necesita un núcleo sobre el que se aglutine el hielo, como pueden ser piedras de la playa. También se ha visto este fenómeno en los grandes lagos en Estados Unidos. El otoño es la época del año cuando se desarrollan.